FIAB pide unos PGE que impulsen la recuperación económica y la generación de empleo

FIAB

1 de diciembre, 2020


La Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIAB), en la semana decisiva para la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado para el año 2021, hace un nuevo llamamiento a las formaciones políticas para que acuerden unas cuentas que permitan impulsar la recuperación económica y la generación de empleo.

Desde FIAB reiteran que cualquier aumento de la presión fiscal sobre el sector de alimentación y bebidas tendría graves efectos económicos y sociales, según los datos del Informe sobre fiscalidad y alimentación de la prestigiosa consultora PwC hecho público recientemente.

“Una subida del IVA a las bebidas azucaradas y edulcoradas tendría impactos negativos en la economía, con caídas de facturación, Valor Añadido Bruto (VAB) y empleo. También repercutiría gravemente en la cadena de valor agroalimentaria: sector agrario, industria, transporte, distribución y restauración, como han expresado recientemente todos los firmantes de un Manifiesto en defensa del sector azucarero, el consumo responsable de azúcar y contra las subidas fiscales a alimentos y bebidas”, asegura el Director General de FIAB, Mauricio García de Quevedo.

Además, en la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas recuerdan que este tipo de medidas solo tienen un efecto recaudatorio que va a impactar más gravemente a las rentas más desfavorecidas. Señalan también que estas medidas fiscales no cambian hábitos y no tienen ningún efecto probado sobre la salud ya que la obesidad y el sobrepeso tienen un origen multifactorial.

Como representantes del primer sector industrial del país, con más de 30.000 empresas que dan empleo a casi medio millón de trabajadores, desde FIAB apuestan por políticas encaminadas a la protección de la actividad industrial y del sector de alimentación y bebidas, esencial para el proceso de recuperación de la economía española.

Así, entre estas medidas, solicita aumentar, preservar y agilizar la provisión de financiación y liquidez a las empresas, vía líneas ICO, a través de diferimiento, aplazamiento y minoración de impuestos y cuotas sociales, así como mediante el aseguramiento de las operaciones comerciales. En cuanto al mercado laboral, la industria de alimentación y bebidas es clave en la generación de empleo estable y de calidad. Hay que trabajar en la prorrogación y flexibilidad de los ERTE, reorientar el mercado laboral a las necesidades productivas y profundizar en la formación.

Además, es necesario incentivar la demanda, entre otras medidas, además de descartando aquellos impuestos que penalicen el consumo, promoviendo la promoción en el mercado interior y exterior. En esta línea, hay que apoyar la internacionalización, especialmente de las pymes, realizando acuerdos que protejan los intereses del sector español impulsando la digitalización para la incorporación a nuevos mercados y canales de distribución, entre otros aspectos.

FIAB destaca la importancia de la coordinación estrecha de todas las políticas que redundan en la eficiencia y la mejora de la competitividad, respetando la unidad de mercado y la proporcionalidad de las medidas. Además, las políticas industriales deben acompañar el desarrollo de la sostenibilidad industrial y fomentar la inversión de la I+D+i aplicada al sector y sus industrias afines.

 

 

Infórmate aquí sobre cómo puedes suscribirte y enterarte de todo.

 

Quizá te interese ver estas noticias relacionadas:

El boom del FoodTech en el mundo

Primer estudio de detección de necesidades preventivas en los buques pesqueros

 

 

 

 

 


Puedes seguirnos


Suscríbete a nuestra revista

Suscripción a 10 números consecutivos de la Revista Alimentaria desde la fecha de la suscripción

portada revista alimentaria Más información

Aviso de Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso.Política de Cookies.



Saber más